Found 1607 Results for: tierra

  • Y dijo Dios a Noé: «He decidido acabar con todos los seres vivos, pues la tierra está llena de violencia por culpa de ellos, y los voy a suprimir de la tierra. (Génesis 6, 13)

  • Por mi parte voy a mandar el diluvio, o sea, las aguas sobre la tierra, para acabar con todo ser que tiene aliento y vida bajo el cielo; todo cuanto existe en la tierra perecerá. (Génesis 6, 17)

  • Del mismo modo, de las aves del cielo tomarás siete parejas, cada macho con su hembra, con el fin de que se conserven las especies sobre la tierra. (Génesis 7, 3)

  • Porque dentro de siete días, haré llover sobre la tierra durante cuarenta días y cuarenta noches, y exterminaré a todos los seres que creé.» (Génesis 7, 4)

  • Noé tenía seiscientos años de edad cuando se produjo el diluvio que inundó la tierra. (Génesis 7, 6)

  • Animales puros e impuros, aves del cielo y reptiles de la tierra, entraron con Noé en el Arca. (Génesis 7, 8)

  • Y luego, a los siete días, comenzaron a caer sobre la tierra las aguas del diluvio. (Génesis 7, 10)

  • Estuvo lloviendo sobre la tierra por cuarenta días y cuarenta noches. (Génesis 7, 12)

  • El diluvio cayó durante cuarenta días sobre la tierra. Crecieron, pues, las aguas y elevaron el arca muy alto sobre la tierra. (Génesis 7, 17)

  • Las aguas subieron y crecieron enormemente sobre la tierra, y el arca flotaba sobre las aguas. (Génesis 7, 18)

  • Subió el nivel de las aguas, y crecieron más y más sobre la tierra, y quedaron cubiertos los montes más altos que hay bajo el cielo. (Génesis 7, 19)

  • Todo ser mortal que se mueve sobre la tierra pereció: aves, bestias, animales, todo lo que tiene vida y se mueve sobre la tierra - y toda la humanidad. (Génesis 7, 21)


“O Senhor sempre orienta e chama; mas não se quer segui-lo e responder-lhe, pois só se vê os próprios interesses. Às vezes, pelo fato de se ouvir sempre a Sua voz, ninguém mais se apercebe dela; mas o Senhor ilumina e chama. São os homens que se colocam na posição de não conseguir mais escutar.” São Padre Pio de Pietrelcina