5. Ahora bien, así habla el Señor de los ejércitos: ¡Consideren la situación en que se encuentran!





“O amor e o temor devem sempre andar juntos. O temor sem amor torna-se covardia. São Padre Pio de Pietrelcina