14. Tú tratas a los hombres como a los peces del mar, como a los reptiles que no tienen amo.





“Seja modesto no olhar.” São Padre Pio de Pietrelcina